Excelentísimo Ayuntamiento de Los Navalucillos

Contacto
El Municipio > Naturaleza
Imagen naturaleza

La vegetación natural es la propia de la comarca de los Montes de Toledo: numerosas variedades de Quercus (encinas, roble, alcornoque) y de Cistus (jaras), así como de Populus, Ulmus y Fraxinus (chopos, olmos y fresnos). Quedan bastantes castaños (Castanea), aunque en regresión. Los sauces (Salicaceae) crecen en los bordes fluviales , entre la hierbabuena, los berros y el poleo .



El monte es abundante en todas las especies de la familia de las Labiadas: romero tomillos, oréganos, cantuesos. En las zonas altas le dan las Ericaceae, sobre todo las especies arborea (brezo) y arbutus unedo (madroño).



En los lugares mas recónditos aún se yerguen centenarios tejos (Taxus baccata) y en la umbrías se hallan grandes extensiones de helechos. Retamas , chaparras, carrascas, aulagas, coscojos, rebollos, acebos y quejigos completan , a grandes rasgos, esta cuadro vegetal.



Imagen naturaleza

En todo el medio navalucillense, sobre todo en la zona interior y serrana, se multiplica una fauna natural constituida por cérvidos, jabalíes, zorros, tejones, jinetas y gato montés. Varios capítulos de interesantes y recordadas series televisivas sobre el tema fueron, y no por casualidad, rodadas en estas tierras.



El lobo desapareció hace años de estos parajes, aunque a principios del presente siglo todavía merodeaba por los aledaños urbanos en inviernos de fuertes nevadas y aún viven pastores y cabreros que tuvieron que defender su manada ante los ataques de este cánido .



La urraca es muy abundante y entre los riscos tiene sus nidos las águilas, el buitre, los gavilanes y el alcotán . Las especies de aves son muchas: oropéndola, cogujada, estorninos, tordos y gorriones, verderón , arrendajo, abubillas, jilguero, calandria, cuco, mochuelo, quebrantahuesos, abejaruco, pájaro carpintero, perdiz, codorniz, tórtola, palomas,...Liebres y conejos, como en todos los parajes de la comarca.



Otra fauna menor muy característica de esta tierra es la compuesta por el escorpión, la tarántula y la escopendra. Por la superficie de las aguas se desliza el zapatero, mientras que entre las malezas y los riscos discurren lagartos y lagartijas , reptando numerosas especies de ofidios, algunos de los cuales están por estudiar y clasificar, entre los que destaca el largo y corpulento “esperromalin”, capaz de quebrar el espinazo de un perro de un seco coletazo.